For a better experience please change your browser to CHROME, FIREFOX, OPERA or Internet Explorer.
El rol de la mujer como una oportunidad en las instituciones agropecuarias

El rol de la mujer como una oportunidad en las instituciones agropecuarias

María Soledad Aramendi, actual Vicepresidente de la Sociedad Rural de Rosario, ingresó a la institución muy joven, como productora agropecuaria, e hizo sus primeros pasos en el ateneo de la misma. Recuerda, con agradecimiento, que se presentó a la entidad para informarse y aprender y manifiesta que siempre notó el acompañamiento de sus integrantes. “Esta es una entidad gremial abierta que está en constante actualización. Eso me permitió integrarme de manera progresiva”, revindicó.

Las instituciones agropecuarias con acción gremial son muy diversas actualmente. En ellas, tanto el rol de la mujer como del hombre, genera la oportunidad de debatir ideas, generar conocimientos y trabajar dentro de los equipos, con la finalidad de apoyar a los productores agropecuarios en momentos de incertidumbre.

En ese sentido, María Soledad Aramendi, vicepresidenta de la Sociedad Rural de Rosario, cree que en el ámbito dirigencial del agro la cuestión de género fue cambiando a lo largo del tiempo, al igual que en la sociedad. “Entiendo que todos tenemos que tener las mismas oportunidades: no es una cuestión de género. Cada uno tiene su rol y nos complementamos perfectamente”, indicó en diálogo con El ABC Rural.

“Hay dirigentes políticos que todavía siguen sin comprender el rol fundamental del sector en la economía del país”, explicó María Soledad Aramendi.

En ese sentido, argumentó que “desde hace tiempo la mujer va siendo protagonista en el sector agropecuario”. No obstante, entiende que los cupos no son necesarios, y agrega que es fundamental una formación profesional y continua para que se abran oportunidades en el sector. No es cuestión de si sos hombre o mujer, es cuestión de idoneidad”.

Productora por elección

María Soledad es una mujer de ideas claras que se han ido consolidando a lo largo del tiempo, trabajando en un espacio tradicionalmente masculino, donde -con esfuerzo- supo ganarse su lugar.

Los espacios se ocupan y se ganan trabajando y perseverando. Las mujeres no tenemos que esperar a que nos llamen. Todo depende del profesionalismo, idoneidad, trabajo, compromiso, perseverancia, aptitud y actitud”, aseguró la productora agropecuaria del sur de Santa Fe.

“Para cambiar el país necesitamos que toda persona de bien y con valores se involucre en política”.

Consultada acerca de la situación actual del sector, Aramendi manifestó que “vivimos en una situación de continuo alerta porque no hay condiciones y medidas óptimas para la producción desde el Gobierno. Hay un Estado muy grande y un sector privado y productivo muy pequeño que debe sostener ese gran aparato”, reaccionó.

Por otra parte Aramendi destacó: “El sector privado está asfixiado y confiscado. Nos debemos replantear cuál debe ser la participación del campo a nivel gubernamental. Debemos salir de la comodidad y comenzar a participar para cambiar esta realidad“, recomendó.

“Hay que ocupar espacios de decisión”

María Soledad Aramendi, es productora de la zona de Villa Cañas, y pertenece a ese nuevo grupo dirigencial, de hombres y mujeres, del sector agropecuario que creció haciendo frente a los continuos obstáculos del sector público.

“Hay dirigentes políticos que todavía siguen sin comprender el rol fundamental del sector en la economía del país”, explicó la dirigente.

“Debemos salir de la comodidad y comenzar a participar para cambiar esta realidad”

En ese sentido, dijo que para el crecimiento de la Argentina “necesitamos ampliar la participación de los productores agropecuarios en instituciones que los representan”, como es su caso en la Sociedad Rural rosarina.

“El campo debe generar dirigentes, lobistas y políticos, y ocupar espacios de decisión”, opinó con firmeza. Por último recomendó: “Para cambiar el país necesitamos que toda persona de bien y con valores se involucre en política”.

leave your comment


Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top